LA SECCIÓN PORNO DE LA BIBLIOTECA

Aún tenía yo la idea de terminar mi carrera y de ser historiador del arte cuando conocí la figura y obra de James Bidgood. Tuvo lugar en cuarto de carrera en la realización de mi sueño final de grado sobre el desnudo masculino; con 22 años y dirigiéndome a la sección E de la Biblioteca. Unos 20 minutos fue el tiempo que debí pasar entre personas desconocidas mirándome con curiosidad y títulos de películas tales como: “El sabor de la Sandía”, “Soy curiosa” o “Los Violadores del Amanecer” en la sección porno de la biblioteca donde se encontraba Pink Narcissus.

James Bidgood

Pink Narcissus es una de las obras más conocidas de James Bidgood. Una película del año 1971 con un estilo kitsch y surrealista, que recrea un entorno de ensueño para narrar diversas historias inconexas de temática homoerótica. Debido a su contenido se publicó inicialmente como una obra anónima por decisión propia de Bidgood, quien con posterioridad reclamó su autoría.

Pink Narcissus -James Bidgood

Fueron varios los años que Bidgood se encerró junto a los modelos en su casa, utilizada como estudio para realizar las grabaciones. El imaginario mundo reflejado surge entre telas de seda y raso, perlas y conchas marinas que simulan el fondo de un océano, cabinas de teléfono vintage en una ciudad de cartón… escenarios recreados de un modo artesanal gracias a los conocimientos de escaparatismo adquiridos en años anteriores trabajando para grandes almacenes.

Una pena que a veces todo se resuma en una categoría: sección porno. ¿Cuántas obras de arte se pierden entre la catalogación y los prejuicios?

 

Redactado por Alejandro Paraíso.